Los rescatistas que buscan entre las ruinas de una torre de apartamentos de Florida sacaron el miércoles seis cadáveres más, con lo que el total de fallecidos confirmados subió a 18. Es la cifra más alta de cuerpos recuperados en un solo día desde que el edificio se vino abajo hace casi una semana.

El número de habitantes del condominio cuyo paradero se desconoce es ahora de 145.

La alcaldesa de Miami-Dade, Daniella Levine Cava, hizo el anuncio en una conferencia de prensa. Dos de las víctimas eran niños, señaló Cava.

Horas antes, los equipos de búsqueda construyeron una rampa que permitiría el uso de maquinaria pesada, lo que podría acelerar la remoción de concreto que “podría dar lugar a esas noticias increíblemente buenas”, dijo el miércoles el jefe de bomberos estatal Jimmy Patronis.