Ya la campaña con miras a la segunda vuelta de las elecciones presidenciales en Brasil comenzó a calentar los mtores desde el dia siguiente de darse a conocer los resultados del escrutinio celebrado el pasado domingo.

El expresidente Luiz Inácio Lula da Silva de 76 años, de idea izquierdista se alzó con el 48% de votos, mientras que Bolsonaro el mandatario de linea ultraderechista , obtuvo un 43% de sufragios. , pero se quedó lejos de una victoria holgada como preveían los sondeos, que lo ubicaban victorioso incluso en la primera vuelta.

Ambos candidatos Lula y Bolsonaro estan en las calles para una campaña que se vislumbra intensa y agresiva en un país profundamente dividido, a la caza de nuevos electores para garantizar el triunfo el 30 de octubre.

Bolsonaro ha gobernado a golpe de crisis, especialmente con una cuestionada gestión de la pandemia y un desafío constante a las instituciones democráticas, mantiene un sólido apoyo entre el electorado evangélico, el agronegocio y sectores conservadores.

Mientras que Lula, aún bajo la sombra de los escándalos de corrupción develados cuando la izquierda estuvo en el poder y que decepcionaron a muchos de sus seguidores, cuenta con el apoyo de las clases populares, las mujeres y jóvenes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *